25 ago. 2012

INVOCACIÓN



Que no crezca jamás en mis entrañas
esa calma aparente llamada escepticismo.
Huya yo del resabio,
del cinismo,
de la imparcialidad de hombros encogidos.
Crea yo siempre en la vida
crea yo siempre
en las mil infinitas posibilidades.
Engáñenme los cantos de sirenas
tenga mi alma siempre un pellizco de ingenua.
Que nunca se parezca mi epidermis
a la piel de un paquidermo inconmovible,
helado.
Llore yo todavía
por sueños imposibles
por amores prohibidos
por fantasías de niña hechas añicos.
Huya yo del realismo encorsetado.
Consérvense en mis labios las canciones,
muchas y muy ruidosas y con muchos acordes.

Por si vinieran tiempos de silencio.

Raquel Lanseros

Tyrannosaur



Joseph (Peter Mullan), un viudo, alcohólico, violento y autodestructivo, encuentra una esperanza de redención en Hannah (Olivia Colman), una mujer muy religiosa, a la que conoce a raíz de un altercado. Al principio Joseph se burla de su fe y da por supuesto que su existencia es muy apacible, pero pronto descubre que la vida de Hannah está llena de dolor y confusión. A medida que su relación se consolida, ambos se dan cuenta de que el amor y la amistad pueden encontrarse incluso en los lugares más oscuros.

Recomendable de ver

24 ago. 2012

El vengador del futuro



Si se considera como la remake a un clásico de ciencia ficción como su anterior en 1990 del director Paul Verhoeven que popularizó a Arnold  Schwarzenegger como al héroe de la acción, ésta versión queda solo en el tiempo, ahora con un gran despliegue del nuevo milenio de tecnología comparada con la anterior.

Aquí a diferencia de la anterior Vengador del futuro no es marciana sino de nuestro planeta en un futuro apocalíptico por una desvastación con la caída de una lluvia ácida en La Colina donde se debe transitar con máscaras antigas en una ciudad sepia contaminada por gases tóxicos. 

De la destrucción solo queda en pié a cargo el cruel Cohaagen (Bryan Cranston), canciller de la "Federación Unida de Bretania" un centro futuro y en la periferia opuesta un territorio australiano conocido como "La Colonia" donde vive Douglas Quaid (Colin Farrell) que se traslada a la Federación a través de un elevador gigante "La Caída" que atraviesa la tierra para ejercer su trabajo de operario, pero descontento de la vida que le toca, es un hombre poco feliz y sueña con el peligro, decide experimentar un pasado implantando Recall que convierte sueños en recuerdos en memoria real según Philip Dick autor del cuento (“Podemos recordarlo por usted al por mayor”), según los límites que marca la frontera entre la fantasía y la realidad, se diluye y su mundo pende de un hilo a medida que Quaid descubre su verdadera identidad, su verdadero amor y su arriesgado destino.   

Según dijo su director de ésta nueva versión,"mi sensación es de diversión y entretenimiento con efectos visuales que funcionan a la perfección". 

La historia en una ambientación futurista donde las personas pueden comprar el implante Recall de recuerdos falsos en la mente de Douglas, un trabajador aburrido de sus trajines cotidianos fabricando robots, sueña con una vida como doble agente secreto y se tienta con probar fortuna con un implante en su cerebro para adquirir una nueva personalidad, pero su procedimiento falla y los acontecimientos se hacen inmanejables frente a la imposibilidad de determinar qué es real y qué sucede a nivel cerebral al llegar a preguntarse (dónde estoy, si no estoy) cuándo va de la mano con las dudas al tener perdido la memoria, o ser un aburrido ciudadano como agente y creer estar casado con Lori (Kate Beckinsale) una policía que quiere manipularlo para entregarlo a los autoritarios malvados.

(Kate Beckinsale y Jessica Biel), disuelven las dudas metafísicas de Quaid con su esposa espía que quiere matarlo por sobre la protección de Melina (Jessica Biel) una luchadora rebelde, que trabaja para evitar la lucha dominante de exterminio gestado por los sinteticos de Cohaggen, un malvado enfrentado con Matthias (Bill Nighy) de La Colonia. 
El mundo del futuro en FUB que se imagina toma predominio de leyendas, la lluvia persistente y las edificaciones monumentales de varios niveles parecen venir de Blade Runner, mientras que los policías robotizados llamados sintéticos son una simbiosis de Robocop con Star Wars gracias a los efectos especiales.

Len Wiserman (Inframundo) trabajaba como director de arte en filmes como Dia de la Independencia, de ahí se entiende su interés en las ciudades suspendidas con aeropistas magnéticas por donde circulan autos voladores flotantes y sus construcciones ultra modernas con cristales inteligentes, con un despliegue visual y persecuciones con mucha acción, mantienen entretenido al espectador cerca de 2 horas, en la trama se resuelve el mensaje bélico-político y las cuestiones metafísicas del personaje, hacen que el film sea relativamente interesante como factura de producto hollywoodense, pero si como un homenaje a la ciencia–ficción.

Víctor Conde - Crónicas del Multiverso



La Variedad: una isla de soles rodeada por un inmenso vacío cósmico. Las quince especies inteligentes que habitan en ella están atrapadas, sin posibilidad de escapar aunque siguen tratando de desarrollar sus civilizaciones. Lina Kolbrand es una corsaria estelar, capitana de la nave Eurídice. En un audaz golpe de mano, roba una valiosísima mercancía a los urtianos, misteriosos seres inteligentes que funcionan como un ente colectivo y que son la especie más desarrollada de la Variedad. La desmesurada reacción de los urtianos parece anunciar una guerra total contra las restantes especies inteligentes. Pero los urtianos tienen un objetivo muy distinto. Antes que nadie, han comprendido que el universo que habitan está muriendo. Los soles se apagan y los límites de la Variedad se colapsan. Todo el cosmos parece desintegrarse. ¿Podrán los habitantes de la Variedad escapar a su prisión, al universo burbuja que los alberga? ¿Podrán salvar su cultura y sus logros intelectuales? ¿Y qué hay más allá de los límites de ese universo?

Víctor Conde - Mystes



En un remoto planeta del racimo estelar del Dragón, Norte tiene la misión de descubrir y descifrar la última Xfinge, un cubo mineral desconocido que esconde en su interior un acertijo, cuyas consecuencias pueden resultar mortales. Huyendo de la guerra civil y perseguido por las autoridades, encuentra refugio junto a Hesperus y su mujer, Amber. Ella es la descubridora de Xfinge, y él, científico y músico, intenta descifrarlo, pero será Norte quien se convierta en el Mystes y desentrañe el secreto del cubo: la construcción de una altísima torre. Pero ¿es ésa realmente la resolución del acertijo o un error que puede llevar a la destrucción y la muerte?

Víctor Conde - El tercer nombre del emperador



El Emperador Gestáltico formado por la comunión mental de cuatro Arcontes se muere. Los poderes fácticos trabajan para sustituirle y asegurar la continuidad de un gigantesco Imperio cuya piedra angular son sus capacidades psíquicas. La búsqueda de candidatos lleva a los exploradores hasta las puertas de Esperanza, planeta donde vive la joven niña prodigio Sandra, cuyo terrorífico pasado infantil la ha condicionado en contra de un Imperio que ella considera opresor y dictatorial. Pero en su interior puede esconderse la tercera candidata para ocupar el trono policéfalo, el Tercer Nombre del Emperador, y de su decisión dependen mil planetas que están a punto de enfrentarse al mayor peligro de su historia: una fuerza imparable y destructiva de origen desconocido y un alcance que trasciende épocas y lugares, galaxias y líneas temporales, hasta amenazar el mismo fin del Universo.

Marie Darrieussecq - Chanchadas




La famosa objeción que Borges tenía para las alegorías ("error intelectualista", "arte que remeda a la ciencia") tal vez era demasiado absoluta, al punto de que convendría distinguir entre dos tipos de alegorías: por un lado, las abiertas, de múltiples simbolismos; por el otro, las unívocas o estrechas, que sólo funcionan en torno de una exclusiva correspondencia.

Chanchadas, la historia de una joven empleada de perfumería que sufre una crisis de bulimia y lentamente se va convirtiendo en cerda, pertenece a ese tipo de alegorías estrechas en que cada imagen o cada intuición parece obrar como sinónimo o emblema necesario de tal o cual idea; en este caso, para peor, de ideas tan poco originales como lo instintivo en el hombre ("el animal que llevamos adentro"), la tiranía de la belleza o el culto a lo fashion.


"La racionalidad es lo que pierde a los hombres", dice la joven convertida en chancha. En efecto, esta novela de Darrieussecq trabaja la tensión entre instinto y razón, y quizá la imagen que mejor condensa esa tensión sea cuando la chancha apresa con sus dientes un libro de Knut Hamsun, a la vez un autor de rasgos fabulistas (en su novela Pan, un perro se llamaba nada menos que Esopo) y un ideólogo, en su tiempo, del retorno a la naturaleza.


Lejos, muy lejos de otras obras en que el tema también es la metamorfosis de un ser humano en animal, Darrieussecq no ofrece ni la sugestiva ambigüedad de los rinocerontes de Ionesco ni el humor negro del hombre-lobo de Vian, por citar ejemplos. Más aún, hay algo paradójico en Chanchadas: mientras que en el plano de la ficción se impone lo instintivo-animal, esto no ocurre en el plano de la escritura.


La protagonista y narradora de esta novela, tal como en el El asno de oro de Apuleyo o en La metamorfosis de Kafka, no pierde del todo la conciencia humana, por lo menos hasta cierto momento de quiebre que presentan las últimas páginas, sin duda las mejores por dos razones: primero, porque la autora da lugar a la poesía y rompe el tono de confesión hasta allí monocorde; segundo, porque entra en acción un personaje inesperado, un hombre-lobo, y por algunos párrafos somos testigos del triunfo del instinto en ambos planos. Es que, a diferencia de la chancha, el hombre-lobo encarna deseos animales como el robo y el homicidio. Estamos ante la figura de la bestia. Estamos ante una licantropía. Y si en las alegorías la significación está antepuesta a la expresividad, en el terreno fantástico que instala fugazmente el hombe-lobo sucede lo contrario.


Más allá de estos buenos pasajes la atmósfera general de Chanchadas es la de una educada animalidad. Gente que se saluda olfateándose el trasero, deseos de comer flores o de arrojarse al pasto, y un submundo de prostitución apenas encubierta. Lo peor de la novela, sin embargo, es su escenario vagamente futurista. Ocurre que la autora, en un gesto que tiene bastante de orwelliano, ha imaginado para su fábula una sociedad antiutópica que no es sino un catálogo de lugares comunes: un político de ultraderecha que expulsa a los árabes de Francia y envía a los gendarmes a perseguir psiquiatras, un Servicio de Censura, una deshonesta propaganda política.
Marie Darrieussecq, autora de Chanchadas, nació en 1969 e integra junto con Marie Barthelemy, Marie NDiaye y la muy elogiada Virginie Despentes un lote de jóvenes escritoras francesas cuya edad oscila entre los veinticinco y los treinta años. En la edición en castellano de Chanchadas no se dice que Darrieussecq escribió esta primera novela en un mes y medio, que trabaja como docente universitaria en Lille, ni tampoco que tiene un ensayo sobre la autobiografía en la obra de Georges Perec y Michel Leiris. En cambio se informa que el director Jean-Luc Godard adquirió los derechos del libro para el cine y se define Chanchadas como "la novela más audaz de los últimos tiempos", algo que por supuesto es una exageración.

Peter F. Hamilton - El vacío temporal





La Federación Intersolar se agita: la partida de la Peregrinación de Sueño Vivo hacia el Vacío es inminente y con la flota enemiga acercándose en misión genocida, estalla una guerra intestina por el destino de la humanidad. Pero la Federación cuenta con Paula Myo, una investigadora implacable acosada por viejos enemigos y colegas de dudosa lealtad. En Colwyn, Araminta descubre que es la Segunda Soñadora, y debe huir. Y Edeard, el Caminante de las Aguas, que vivió hace mucho en el Vacío, es el mesías de Sueño Vivo; su cruzada contra la injusticia inspira a millones de humanos. La gloria de Edeard impulsa a la Peregrinación, y la naturaleza del Vacío se revela.

Robert J. Sawyer - Starplex





El punto de partida de STARPLEX es la existencia de una red deatajos similares a agujeros de gusano que permiten desplazarse por la galaxia (en realidad no se trata de agujeros de gusano al uso, ya que las bocas de entrada/salida tienen una complicada interconexión múltiple, y existe un cierto hiperespacio que les da soporte) Esa red de pasarelas cósmicas fue construida —tópico al canto— por una civilización de la que no se tiene noticia alguna, y tiene una curiosa característica: no se puede emplear una cierta pasarela como salida hasta que no haya sido empleada antes como entrada. De esta forma, una zona de la galaxia no se abre al resto de la misma hasta que no hay una especie inteligente que desarrolla la tecnología del viaje espacial y atraviesa su pasarela local por primera vez (reminiscencias aquí del concepto del CENTINELA de Arthur C. Clarke) En el momento en el que la raza humana alcanza su pasarela más cercana, ésta se abre a las dos otras civilizaciones que parecen existir: los waldahuds y los ibs (hay una cuarta inteligencia, pero también terrestre, los delfines) Tras el contacto se pone en marcha una Commonwealth de planetas, al más puro estilo Star Trek. De hecho, los waldahuds tienen mucho del carácter agresivo de los klingon (aunque el físico no les acompaña, ya que son una especie de mamíferos hexápodos achaparrados, similares a cerdos) y los ibs son fríos y calculadores como los vulcanianos. Los ibs están particularmente bien conseguidos: se trata de seres gestalt, constituidos a partir de la simbiosis de seis organismos diferentes (con distintos grados de inteligencia, desde el completo intelecto racional al puro instinto)

El desarrollo de la historia se divide en dos hilos separados que al final convergen. En la primera vemos las vicisitudes de la naveSTARPLEX cuando atraviesan una de las pasarelas y llegan a una región inexplorada de la galaxia. En ella encontrarán sorpresa tras sorpresa, cada cuál mayor. Se establecerá contacto con una especie alienígena realmente exótica (los darmats) cuyos orígenes se remontan al Universo primordial, y se empezarán a revelar aspectos de una historia de escala cósmica que se extiende durante miles de millones de años. La difícil relación entre humanos y waldahuds (en la nave y fuera de ella) llevará a una escalada de tensión en los acontecimientos y a una posible guerra. El segundo hilo comienza también el principio del libro, pero cronológicamente empieza en el punto intermedio de la trama anterior, y salta a través del tiempo al futuro profundo. El protagonista (que hace doblete en ambos hilos) entabla contacto con los constructores de la red de pasarelas, y se nos van desgranando detalles que nos ayudarán a recomponer el puzzle final.

Como decía anteriormente, hay aspectos en STARPLEX que ya aparecieron en otras novelas anteriores (la posible inmortalidad, el papel del observador consciente en la mecánica cuántica, o el principio antrópico por ejemplo) pero las situaciones y el rol de los mismos mantiene cierta originalidad. A fuer de ser sinceros, comencé a leer la novela con algo de escepticismo, debido a algunas críticas no muy positivas que había leído. Sin embargo, la impresión final ha sido bastante positiva. La historia es entretenida, tiene escala cósmica, y la revelación final sobre la razón de los acontecimientos es interesante. END OF A ERA sigue siendo mi novela favorita de Sawyer,pero ésta no está nada mal.

Toni Erdmann

La historia comienza cuando un padre, Winfried, se da cuenta que su hija, Inés, está alienada en una gran consultora, que ha olvidado viv...