3 ene. 2010

Chinoy


Se habla tanto de Chinoy y San Antonio, de su unión terrenal y celestial, que se nos termina por olvidar que Chinoy (como Mauricio Castillo, claro) se pulió en sus cerros y calles, jugó pichangas con Chupete Suazo, tomó cerveza donde una vez estuvo la Negra Ester, cantó con Don Nadie hasta que los punkys de Llo-Lleo sabían exactamente qué esperar. En San Antonio, gastó escenarios y desarmó cuanta estructura se le puso por delante, leyó poesía e inventó los versos más enrevesados de los últimos años.

Los discos los encuentras acá

Uno de los temas que me gustan, Clara

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Toni Erdmann

La historia comienza cuando un padre, Winfried, se da cuenta que su hija, Inés, está alienada en una gran consultora, que ha olvidado viv...